/, Actualidad Económica, Cinco Días/Vueling e Iberia se disparan ante una Ryanair lastrada por la batalla laboral

Vueling e Iberia se disparan ante una Ryanair lastrada por la batalla laboral

La reina europea entre las aerolíneas de bajo coste, Ryanair, consolida un verano más su liderazgo en los aeropuertos españoles. Pero vuela con el viento en contra, afectada por el brexit y el conflicto con la plantilla, y sus porcentajes de crecimiento son sensiblemente menores a los dobles dígitos que presentan Vueling e Iberia en los tres primeros trimestre del año.

Donde la compañía que dirige Michael O’Leary incrementa su base de pasajeros (hacia o desde España) un 6,4% hasta septiembre, la catalana avanza un 11,9% y la suma de Iberia e Iberia Express lo hace un 11,4%. También suben Easyjet y Air Europa entre las grandes en la red de Aena.

La temporada alta no ha sido fácil para Ryanair en el que es su principal mercado exterior (debe a España un 19% del negocio). Las huelgas de los auxiliares de vuelo (TCP), con las consiguientes cancelaciones, sumadas a la ralentización en la llegada de turistas británicos, deja para la irlandesa un avance del 3,3% respecto al verano de 2017. El gigante ha movido 12,3 millones de clientes entre el 1 de julio y el 30 de septiembre.

De los cinco mayores aeropuertos de la red española solo aguanta el ritmo creciente de 2017 el de Madrid-Barajas

Vueling repite su segunda posición en el ranking de aerolíneas en lo que va de año y su salto ha sido del 9,4% este verano en España, hasta los 8,7 millones de viajeros, confirmándose como una de las grandes rivales de Ryanair en el corto y medio radio. Iberia, por su parte, ha llegado a un total de seis millones de clientes este verano teniendo en cuenta la aportación de su filial Iberia Express.

Por grupos, IAG ha saldado la temporada estival con 17,6 millones de usuarios desde o hacia España, por los 13,5 millones que resultan de la suma de Ryanair y Lauda. El grupo Lufthansa ha movido 4,3 millones y Air France KLM ha sumado otros 2,1 millones.

En lo que toca a Aena, este verano ha dejado síntomas preocupantes de desaceleración en el tráfico en algunos de sus aeropuertos de mayor peso, como Barcelona-El Prat, Málaga o el de Palma de Mallorca. Una situación que no hace más que confirmar que la llegada de turistas a España pierde fuerza ante la reanimación de destinos como Turquía, Egipto, Túnez y Grecia.

De los cinco grandes aeropuertos de la red solo aguanta un ritmo creciente el de Madrid-Barajas, que mejora en un 8,4% el registro de viajeros que obtuvo en los nueve primeros meses de 2017, marcando ahora 43,6 millones. Si bien es cierto que el volumen de clientes en las terminales de El Prat mejora un significativo 5,4%, hasta los 38,7 millones de viajeros en los tres trimestres de este año, esa evolución compara con el 7,7% al alza a septiembre de 2017.

MÁS INFORMACIÓN

También atenúa su crecimiento la tercera infraestructura de Aena por volumen de tráfico, el aeropuerto de Palma de Mallorca. Los 24,1 millones de pasajeros recibidos hasta la conclusión de septiembre suponen un alza del 3,3%, cuando la evolución del año pasado presentaba a estas alturas una mejora del 6,4%.

Otra de las puertas del país al turismo internacional, Málaga-Costa del Sol, se queda muy por debajo de los porcentajes de mejora del año pasado. Declara hasta septiembre 14,9 millones de pasajeros, un 1,2% más que a septiembre de 2017, pero entonces veía dispararse su tráfico un 12,6%. Y la situación es parecida el aeropuerto de Alicante, que suma 10,9 millones de viajeros: el alza en los tres primeros cuartos del año ha sido del 0,2%, por el 13% de avance que rozó a septiembre del año pasado.

Con todo, Aena ha cerrado el noveno mes del ejercicio con un acumulado de 204,1 millones de pasajeros, lo que mejora el registro comparable del año pasado en un 5,5%.

El pinchazo de dos de los grandes

Vueling e Iberia se disparan ante una Ryanair lastrada por la batalla laboral

Málaga y Alicante. Los meses más calientes del verano se han saldado con decrecimientos en dos de los aeropuertos españoles con mayor afluencia de turistas extranjeros: Málaga y Alicante. El primero de ellos vio bajar un 1,8% el número de pasajeros en julio; la caída fue del 2,5% en agosto y ha sido en septiembre cuando la cuarta plaza de la red de Aena ha pasado a ganar usuarios, con un alza del 0,2%. El aeropuerto de Alicante, por su parte, ha declarado evoluciones negativas en los tres meses del verano: bajó un 2,1% en julio, un 3,3% en agosto y el porcentaje ha vuelto a ser negativo en septiembre, con un 0,4% de descenso.

¿Destinos maduros? Al margen de los cinco grandes de Aena, también muestran señales de rozar su techo los aeropuertos de Lanzarote (5,5 millones de pasajeros con un descenso del 0,4% hasta septiembre), Ibiza (sube un 2,1%) o Menorca (-0,8%).

Los que aguantan. Valencia mantiene un notable avance del 16%, hasta los 5,9 millones de viajeros en los nueve primeros meses, y también da un salto considerable Tenerife Norte, que presenta una mejora del 20% (4,1 millones de pasajeros) ante el bache de Tenerife Sur (8 millones de usuarios en los nueve primeros meses, con un 3% de rebaja).

Fuente: Cinco Días

By |2018-10-12T05:23:57+00:00octubre 12th, 2018|Actualidad de Empresas, Actualidad Económica, Cinco Días|Comentarios desactivados en Vueling e Iberia se disparan ante una Ryanair lastrada por la batalla laboral