«Doña Cuca, me gustaba más doña Cayetana», espeta el diputado de Vox a Gamarra, que no recaba apoyos de otros grupos a su iniciativa

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

El PP y Vox se han enzarzado este martes en el Congreso durante el debate del plan B jurídico que ha presentado el Grupo Popular como medida alternativa al estado de alarma ante el Covid-19. El diputado de Vox José María Sánchez García ha desdeñado esa proposición de ley, que ve llena de «tonterías», y ha llegado a decir: «Doña Cuca, me gustaba más doña Cayetana». La portavoz parlamentaria de los ‘populares’, visiblemente molesta, le ha acusado de «prepotencia y machismo» con este «espectáculo».

Gamarra ha afirmado que es una «necesidad» aprobar esta proposición de Ley Orgánica de Protección de la Salud y de los Derechos y Libertades fundamentales que articula un ‘plan B’ jurídico a través de la legislación ordinaria para evitar tener que recurrir en el futuro a la medida excepcional de la alarma si persiste esta pandemia.

Sin embargo, el Grupo Popular no ha logrado recabar apoyos de otros grupos a esta iniciativa –que Pablo Casado lleva exigiendo desde hace meses al Gobierno de Pedro Sánchez– y ha recibido duros reproches de casi todo el arco parlamentario.

Gamarra ha explicado que esta reforma legal permite que las autonomías puedan adoptar las medidas necesarias para «salvaguardar» la salud pública sin tener que recurrir al estado de alarma y «con las máximas garantías». Tras asegurar que esto ya ocurre en otros países europeos, ha resaltado que esta medida «no es de derechas ni de izquierdas» sino «simplemente una necesidad», por lo que sería «un error» convertirlo en un «debate ideológico».

Además, Gamarra ha señalado que el plan jurídico del PP es un «modelo real de cogobernanza» como el que expresó en su día Pedro Sánchez pero que «nunca ha llegado ni siquiera de cerca a practicar» porque «solo ha sabido moverse entre los extremismos del intervencionismo o la pasividad», pero «nunca en el terreno de la coordinación y colaboración leal con las autonomías».

VOX: «DOÑA CUCA, ME GUSTABA MÁS DOÑA CAYEYANA»

Desde Vox, Sánchez García ha abierto su discurso asegurando al PP que prefería a su antecesora en el cargo y ha afeado a Gamarra que no sepa «lo que ha dicho» desde la tribuna porque le han «escrito el discurso»: «Doña Cuca, me gustaba más doña Cayetana», le ha espetado.

Tras asegurar que el PP se «caracteriza por sus actuaciones cosméticas, como es el caso de esta iniciativa legislativa», le ha acusado de ser «corresponsable» de los problemas de España «junto al PSOE» con actuaciones como la de no votar en contra de la última prórroga del estado de alarma ni recurrirla al Tribunal Constitucional.

A renglón seguido, Sánchez García ha anunciado el voto en contra de Vox a esta iniciativa del PP, que «no aporta nada», es «disparatada», «engañosa» y llena de «tonterías». Es más, ha subrayado que evidencia que el PP tiene que «volver a la facultad». «Probablemente todos, Cuca desde luego», ha manifestado, para echar en cara al PP que defienda una descentralización en la pandemia cuando eso ha llevado «al caos».

GAMARRA ECHA EN CARA SU «ESPECTÁCULO» A VOX

Ante esta dura intervención, Gamarra ha subido de nuevo a la tribuna para denunciar la «prepotencia, machismo y falta de rigor jurídico» del diputado de Vox. «Para lo que usted nos ha dicho, con que nos hubiera mandado un vídeo hubiese sido suficiente», ha proclamado.

Es más, la portavoz del PP ha dicho al parlamentario de Vox que el «espectáculo» que ha dado ha servido para «desacreditarse a sí mismo» y «tapar su falta de mesura, sentido común y rigor jurídico, si es que tiene alguno».

«Los españoles merecen un poquito seriedad, respeto y estar a al altura de las circunstancias. Hablamos de más de 70.000 personas que han fallecido», ha aseverado, para reprochar a los de Abascal no proponer «nada» y «moverse en la anarquía».

De nuevo ha replicado el diputado de Vox, que ha insistido en que la intervención de Gamarra estaba «huérfana de cualquier argumento». «Se dedica simplemente a decir que soy machista, me parece que la machista es usted», ha espetado a la portavoz de los ‘populares’.

EL PSOE PIDE AL PP SER «PATRIOTA DE VERDAD» APOYANDO A SÁNCHEZ

Ante esos reproches del partido de Santiago Abascal, la socialista Ana Prieto ha dicho a Gamarra que «cuando se alimenta a los que están en el extremo», estos pueden «acabar devorando» a uno mismo. A renglón seguido, ha arremetido contra la proposición de ley del PP alegando que es «erróneo» que España carezca de instrumentos legales ante la pandemia.

Además, la diputada del PSOE ha acusado al PP de tratar de llevar al Pleno una ley que «pretende extender la posibilidad de los confinamientos domiciliarios a criterio de las CCAA», buscando «hacer permanente lo que es excepcional».

Tras asegurar que no es momento de «distraer la atención de lo verdaderamente importante», Prieto ha pedido al PP ser «leal y patriotas de verdad» apoyando al Gobierno en este momento «tan complicado» porque si no la historia «pasará factura a quién no comprenda lo que es necesario: el consenso».

También el secretario general de IU Enrique Santiago ha solicitado al PP que haga una «oposición leal» al Ejecutivo y ha denunciado su «obsesivo rechazo» al estado de alarma, que es una medida contemplada en la Constitución. «Nos oponemos radicalmente a que un funcionario gubernativo pueda acordar restricción de derechos y libertades de manera generalizada en el caso de una pandemia, que es lo que usted está proponiendo. Eso no respeta la división de poderes en un Estado de Derecho», ha dicho a Gamarra.

Cs: «NO VALE NI COMO PLAN Z»

Durante el debate algunos portavoces han salido en auxilio de Gamarra tras las descalificaciones de Vox, como el portavoz de Cs en el Congreso, Edmundo Bal, quien ha criticado la falta de respeto del diputado de Vox. «Le tengo un gran respeto y nunca voy a decir que usted dice tonterías», ha proclamado.

Eso sí, Bal ha dejado claro que Ciudadanos se ha sentido «decepcionado» con esta «imperfecta» iniciativa del PP y ha confirmado que su partido votará en contra de la misma porque «no vale ni como plan Z». «El estado de alarma es el plan A y cuando hace falta confinar no es posible si no es con el estado de alarma», ha advertido, para criticar que la «trampa» del PP es que distingue entre «privación y restricción».

También Junts per Cataluña ha salido en defensa de la portavoz del Grupo Popular asegurando que «nunca» dirá que lo que presenta el PP en el Parlamento está lleno de «tonterías», en palabras de su diputado Genís Boadella. Aunque ha admitido que la iniciativa del PP podría «ser interesante» al plantear actualizar la ley Orgánica de Salud Pública del 86, ha avisado después que su «encaje jurídico» podía quedar «desfasado» con las últimas normas aprobadas.

Por su parte, Mikel Legarda (PNV) ha señalado que la modificación de la Ley Orgánica del 86 que plantea el PP no significaría «un mejor equilibrio entre los derechos fundamentales de la persona y el derecho a la salud colectiva». Y en el caso de la parte referida a la reforma de la Ley de la Jurisdicción Contencioso Administrativa, ha subrayado que incluye aspectos que «hace un mes» ya se introdujeron en el marco legal vigente.

Fuente: Europa Press