Después de una larga noche electoral para el Partido Demócrata y el Partido Republicano en el que ambas formaciones se han disputado ferozmente la victoria en el Senado en los ‘swing states’ o estados clave, los demócratas se han puesto un paso por delante al arrebatarle un senador a sus adversarios.

Los republicanos adelantan por el momento a los demócratas en la Cámara de Representantes, según el voto escrutado que ha otorgado más de dos centenares de asientos del total de 435 de legisladores que formarán la Cámara Baja, órgano legislativo que el Partido Republicano busca controlar con su victoria para dificultar la implantación de políticas de la Administración Biden.

Los candidatos del Partido Republicano han obtenido 147 puestos en la Cámara de Representantes, frente a los 83 de sus rivales demócratas. No obstante, quedan más de 200 escaños por decidir, a la espera de que se terminen de escrutar los votos y cerrar los colegios electorales de la costa oeste del país.

Así está el reparto de escaños por el momento: 




Fuente: Europa Press