MADRID, 24 Abr. (EUROPA PRESS) –

La Unidad de Apoyo a la Seguridad (UAS) de la Policía Municipal de Madrid ha requisado un total de 530 mascarillas a un ciudadano chino que no pudo acreditar su procedencia, ha informado a Europa Press un portavoz del Cuerpo Local.

Los hechos tuvieron lugar el viernes pasado en un control policial para el cumplimiento del estado de alarma. Los agentes pararon un taxi y preguntaron al pasajero donde iba pero no pudo justificar su desplazamiento. Además, en el maletero llevaba un paquete con 530 mascarillas de origen chino, de las que tampoco pudo aportar albarán ni facturas.

Por todo ello, los policías le requisaron el material sanitario y le denunciaron por incumplir el real decreto del estado de alarma. Desde su inicio el pasado 15 de marzo, el Cuerpo Local ha interpuesto más de 24.000 propuestas de sanción y ha requisado también material sanitario acumulado sin autorización.

Fuente: Europa Press