Algunos vocales optan por acudir solo a la recepción organizada por Casa Real como muestra de su descontento

MADRID, 12 (EUROPA PRESS)

Vocales conservadores del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) han expresado su malestar por los problemas que han surgido este año con las invitaciones cursadas por el Gobierno para asistir al desfile del Día de la Fiesta Nacional, que se celebra este 12 de octubre, lo que ha propiciado que algunos hayan optado por acudir solamente a la recepción organizada por Casa Real.

Según las fuentes del órgano de gobierno de los jueces consultadas por Europa Press, Gobierno y Casa Real se pusieron en contacto con el CGPJ para preguntar a quién debían invitar a los actos del 12-O –el desfile, organizado por el Ministerio de Defensa, y la recepción en el Palacio Real, que depende de Zarzuela–, en el contexto de la crisis institucional desatada por la dimisión de Carlos Lesmes, que no ha estado presente en la Fiesta Nacional.

En respuesta, desde el CGPJ se les indicó que a los 18 vocales que componen actualmente el Consejo, los miembros de la Sala de Gobierno del Tribunal Supremo (TS) y los presidentes de la Audiencia Nacional (AN) y los Tribunales Superiores de Justicia (TSJ). Los datos de contacto de cada una de estas personas se facilitaron en un único listado a finales de la semana pasada a Gobierno y Casa Real.

Las citadas fuentes explican que lo habitual es que ambas invitaciones lleguen juntas. Sin embargo, este año recibieron primero la cursada por Casa Real. La del Gobierno no llegó hasta apenas 24 horas antes –entre el lunes por la tarde y el martes por la mañana– y solo a los vocales del CGPJ, dejando fuera a los representantes del Supremo, los TSJ y la AN.

En un primer momento, algunos vocales, al ver que solo recibían la de Casa Real, intentaron contactar con el Ministerio Defensa para descartar errores y, según sostienen, se les respondió que no estaban invitados. Cuando comenzaron a llegar a última hora del lunes, observaron que era con cambios respecto a años anteriores, ya que se hacía mención expresa a que acudieran sin acompañante.

APUNTAN A UN ERROR DE DEFENSA

Finalmente, las mencionadas fuentes señalan que el martes por la tarde el Gobierno transmitió al Poder Judicial que se había producido un error en el Ministerio de Defensa y que ese era el motivo de que no se hubieran cursado las invitaciones como debían.

Pese a ello, vocales conservadores comunicaron al Ministerio de Defensa que no acudirían al desfile y así lo han hecho, optando por asistir únicamente a la recepción en el Palacio Real. En cambio, vocales progresistas, entre ellos Rafael Mozo, sí han estado presentes en la parada militar.

Estos problemas se suman a la crisis que vive el Poder Judicial tras la partida de Lesmes, ya que una mayoría de vocales sopesa entronizar a Mozo –el vocal de mayor edad–, como presidente interino, rechazando así la vía sucesoria marcada por el TS, que apunta a su vicepresidente, el magistrado Francisco Marín Castán, como el único legitimado para ocupar el cargo, un pulso que podría abocar a la bicefalia.

Fuente: Europa Press