ZAMORA, 18 Jun. (EUROPA PRESS) –

   El incendio de la Sierra de la Culebra, que continúa en nivel 2 de riesgo, ha calcinado ya cerca de 20.000 hectáreas en el oeste de la provincia de Zamora.

   Los datos oficiales de la Junta de Castilla y León, correspondientes a las 9.43 horas de este sábado, han señalado que la superficie estimada se situaba concretamente en ese momento en 19.765 hectáreas.

   Durante toda la noche, los servicios de extinción han trabajado para tratar de controlar unas llamas que han afectado y siguen afectando a numerosos núcleos de población. Según ha podido saber Europa Press, uno de los últimos pueblos castigados por el incendio ha sido Otero de Bodas, cuyos habitantes están siendo desalojados como antes había ocurrido con los vecinos de más de una docena de localidades del entorno.

   Por otro lado, la propia ha indicado también, a eso de las once de la mañana, que los habitantes de las localidades de Boya, San Pedro de las Herrerías, Cabañas de Aliste, Mahíde, Pobladura de Aliste, Palazuelo de las Cuevas y Las Torres de Aliste han podido regresar a sus casas, una vez se ha estimado que el peligro extremo ha pasado ya en sus respectivos núcleos poblacionales.

   En todo caso, aún hay cientos de personas que se mantienen fuera de sus domicilios y que siguen en los centros habilitados en Camarzana de Tera o Benavente. El espacio dispuesto en Alcañices ya se está vaciando tras el anuncio de la apertura de los pueblos previamente citados.

   Mientras, el foco que había aparecido en la tarde del viernes en Ayoó de Vidriales ya se encuentra estabilizado, aunque los medios continúan actuando sobre el terreno para controlarlo definitivamente.

Fuente: Europa Press