BARCELONA, 22 Abr. (EUROPA PRESS) –

   La Síndica de Barcelona, Maria Assumpció Vilà, ha advertido este miércoles que han recibido varias quejas de actuaciones policiales por el confinamiento que «están lejos de seguir criterios motivados», aunque ha asegurado que no han recibido ninguna queja sobre posibles usos excesivo de la fuerza.

   A pesar de ello, a través de un comunicado, ha defendido que «la tónica general de las actuaciones policiales está siendo justificada y proporcional», y ha opinado que la función policial durante este periodo debería tener un carácter de advertencia y pedagógico y, sobre todo, entender bien las situaciones personales de los vecinos.

   Vilà ha sostenido que el estado de alarma ha concedido «una segunda vida a la polémica Ley Mordaza», y ha considerado que ésta tiene un futuro incierto cuando los recursos de estas sanciones lleguen a los tribunales, puesto que estos criterios de sanción tienen que estar recogidos en la ley previamente a la ejecución de los hechos, y no pueden regularse mediante unas orientaciones del Ministerio de Interior, ha expuesto.

Fuente: Europa Press