La CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia) ha sancionado con 118 millones de euros a 15 compañías (entre las que se encuentras empresas del grupo Siemens, ACS, Isolux, Sacyr e Indra) por repartirse de manera ilícita los concursos públicos convocados por Adif relacionados con infraestructuras ferroviarias. El procedimiento se inició a partir de la información aportada por Alstom en el marco del Programa de Clemencia que reduce o exonera del pago de multas a quien aporte información. Asimismo, 14 directivos responsables han sido sancionados con 666.000 euros.

Después de la multa, Competencia ha activado el procedimiento para la prohibición de contratar con la Administración y ha remitido la resolución a la Junta Consultiva de Contratación Pública del Estado. Gracias a la denuncia, Alstom ha sido eximida del pago de la multa por un total de 8,9 millones de euros (8,8 millones a Alstom más 155.700 euros a sus directivos). 

Según explica la CNMC, durante 14 años estas 15 empresas crearon varios cárteles en las licitaciones del AVE y del tren convencional. Por esta razón, se les impone en su conjunto una sanción de 118 millones de euros y a los directivos responsables de tales conductas una sanción en conjunto de 666.000 euros. Además, por primera vez, la CNMC activa el procedimiento para la prohibición de contratar con la Administración por lo que remite la resolución a la Junta Consultiva de Contratación Administrativa.

La multa mayor corresponde a Cobra (empresa de infraestructuras del grupo ACS), que ha sido sancionada con 27,2 millones, seguida de Elecnor, con 20,35 millones; Siemens (16,8 millones); grupo SEMI (16,46 millones) e Inabesa (11,56 millones).

Fuente: Cinco Días