Pablo Isla, presidente de Inditex.Pablo Isla, presidente de Inditex.

Inditex cerró el primer semestre de su ejercicio fiscal con unas ventas de 12.820 millones de euros, un aumento del 7% respecto al año anterior. La textil radicada en Arteixo obtuvo, en base a estos ingresos, un beneficio neto de 1.549 millones, un 10% más. Se trata del mejor primer semestre de la historia de la compañía.

Las casas de análisis preveían una facturación que superase los 6.000 millones de euros durante el segundo trimestre, frente a los 5.927 millones que generó en el primero. Así ha sido, con 6.893 millones de euros, rozando los 7.000. Al cierre de este, la compañía ya avanzó que las ventas crecían a un ritmo del 9% en las primeras semanas del segundo trimestre, entre mayo y junio. Con respecto al beneficio, Sabadell e IG Markets esperaban un crecimiento a doble dígito, de hasta el 12% ,que permitiese superar los 800 millones de euros.

Las acciones de Inditex acumulan un alza del 30% en el año, siendo uno de los valores que mejor se ha comportado en el Ibex 35, y su precio se sitúa en niveles de finales de 2017, con una capitalización que roza los 90.000 millones.

Fuente: Cinco Días