BARCELONA, 4 Jul. (EUROPA PRESS) –

   El Tribunal Superior de Justicia de Cataluya (TSJC) ha constatado la «imposibilidad legal» de ejecutar la sentencia que obliga a impartir un 25% de horas lectivas en castellano porque se contradice con el nuevo decreto del Govern que fija explícitamente la inaplicación de porcentajes en el uso de lenguas en la enseñanza, y planteará una cuestión de inconstitucionalidad al Tribunal Constitucional (TC).

   Para el TSJC, la nueva normativa catalana, que hace imposible ejecutar la sentencia, «suscita serias dudas sobre su validez por vicios de inconstitucionalidad» porque impide de manera sobrevenida aplicar la sentencia, y por eso planteará una cuestión de inconstitucionalidad al Tribunal Constitucional (TC), según un auto consultado por Europa Press.

   Los magistrados señalan que el fallo es incompatible con la nueva Ley sobre uso y aprendizaje de lenguas oficiales, que establece el catalán como la lengua normalmente empleada como vehicular, y fija el castellano como lengua curricular que se utilizará en los términos establecidos en los proyectos lingüísticos de los centros, sin fijar porcentajes.

(HABRÁ AMPLIACIÓN)

Fuente: Europa Press