Gamarra dice que llevar el franquismo a 1983 en la Ley de Memoria implica que «parte del sanchismo» cuestiona a «parte del socialismo»

MADRID, 6 Jul. (EUROPA PRESS) –

La secretaria general del PP, Cuca Gamarra, ha censurado este miércoles que se haya intentado «impedir» a la hermana de Miguel Ángel Blanco hablar en el acto institucional a su hermano el próximo domingo que presidirá el Rey en Ermua y ha recalcado que esta actuación evidencia que al PSOE «le molestan las víctimas del terrorismo».

El alcalde de Ermua (PSOE), el socialista Juan Carlos Abascal, ha rectificado su decisión inicial y permitirá a Marimar Blanco que tenga una intervención en el homenaje a su hermano. La hermana del edil asesinado por ETA en 1997 le había remitido una carta pidiéndole reconsiderar su decisión, con copia tanto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, como al lehendakari, Iñigo Urkullu.

«Creo que es una lamentable situación la que se ha producido», ha señalado Gamarra, para criticar que se haya «querido impedir que la familia de Miguel Ángel Blanco pueda expresarse» en ese acto de homenaje a la memoria de su hermano.

En una rueda de prensa en el Congreso, tras la reunión de la Junta de Portavoces, Gamarra ha cargado contra la actitud delPSOE. «Parece ser que al PSOE no solo le molesta el PP sino que también le molestan las víctimas del terrorismo y, en este caso, le molesta la hermana de Miguel Ángel». «Sin duda alguna, lo que pueda decir o manifestar la hermana de Miguel Ángel Blanco, será la mejor manera que ella tenga de honrar la memoria de su hermano», ha manifestado.

En este sentido, ha subrayado que «no se puede entender que los demócratas impidan a una víctima, en la conmemoración del aniversario del asesinato de su hermano, que pueda pronunciarse y expresarse con absoluta libertad».

LEY MEMORIA DEMOCRÁTICA

Por otra parte, Gamarra ha criticado duramente que el acuerdo entre el Gobierno y Bildu en la Ley de Memoria Democrática porque, según ha dicho, esa formación «no puede ser quién reescriba el relato sobre la Transición».

«Ningún demócrata puede admitir que Bildu sea protagonista de reescribir la historia de nuestro país y, sobre todo, la historia de lo que significa la Transición para los españoles», ha afirmado la secretaria general del PP.

En este sentido, ha subrayado que «llevar ahora el franquismo hasta el 31 de diciembre de 1983» es algo que pensaban que «no lo iban a ver» porque «significa por parte del sanchismo hasta cuestionar a parte del socialismo».

Gamarra ha criticado que se deje que sea Buldu quien «reescribe la historia» y ha recordado que la portavoz en el Congreso de ese partido, Mertxe Aizpurúa, fue «condenada por apología del terrorismo». «Esto no pasa la prueba del algodón de lo que es memoria democrática», ha manifestado.

Fuente: Europa Press