BARCELONA, 24 (EUROPA PRESS)

El conseller de Educación de la Generalitat, Josep Gonzàlez-Cambray, ha pedido este miércoles por carta a los directores de los centros educativos catalanes que no cambien su proyecto lingüístico docente: «Queremos que sigáis trabajando exactamente como hasta ahora».

Lo ha hecho después de que este martes el Tribunal Supremo (TS) reafirmara la obligación de un mínimo del 25% de enseñanza en castellano dentro del sistema educativo de Catalunya que fijó el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) el pasado diciembre.

En la misiva, a la que ha tenido acceso Europa Press, Gonzàlez-Cambray agradece la «dedicación» de los docentes, les envía un mensaje de tranquilidad –en sus palabras– e insiste en que el modelo de escuela catalana es el de la ley catalana.

Ha calificado la decisión de «grave ataque a los fundamentos del modelo de escuela catalana, hecho desde un tribunal alejado y desconocedor de la realidad sociolingüística de los centros educativos», y ha afirmado que comporta un menosprecio a los profesionales de la educación.

El conseller ha insistido en que «el aprendizaje de las lenguas no va de porcentajes, y menos en un momento de transformación educativa y pedagógica», con menos clases magistrales.

Fuente: Europa Press